Romance de la dama y el caballero

Dize la dama

De venir, buen cavallero,
no tardéis,
porque biva me halléis.
Sintiendo vuestra partida
de plazer me partiré;
morirá la triste vida,
hallarés biva la fe.

No seáis desconoscido
porque vos de vuestro olvido
no’s quexéis
cuando muerta me halléis.

Dize el caballero

No temáis algún olvido;
tened fe en la fe que os di,
pues tenéis ya conoscido
que sin vos no sé de mí.

Devéis mucho consolaros,
pues sin veros y miraros
ya sabés
mi vida cuán poca es.


Poema Romance de la dama y el caballero - Diego Fernández de San Pedro