Romance

Roselia, con la porfía
Vuelve a encenderse el afecto.
Pues con el trato revive
Aunque lo extinga el desprecio.

Un halago repetido
Causa con raro fomento
Lo que la gota en la piedra,
Lo que en la pólvora el luego.

Continuas satisfacciones
Son al amor dulce cebo,
Como al ave con la liga,
Como al pez con el anzuelo.

Persuasiones amorosas
Rinden el más duro pecho,
Contimás al que lo tiene
Tan de par en par abierto.

No hay fuerzas para la instancia,
Ni para el cariño esfuerzo,
Pues para antiguas discordias
Inventa amor gustos nuevos.

Pronto cederá tu enojo
A los amigos requiebros,
Como el niño a las caricias,
Y como al halago el perro.

Adiós, esperanzas mías,
Que ya me servís de ejemplo,
Como la espuma en el agua
Y como el humo en el viento.

Decidle adiós a Roselia,
Pero que yo no la dejo,
Sino que miro en su olvido
Un desengaño postrero.


Poema Romance - Manuel Justo de Rubalcava