Letrilla xi

La corderilla
La blanca cordera
Que mi pastorcilla
Me dio por regalo
Al cumplir su día,
Miradla cual viene
Sonando la esquila,
Triscando en la yerba
Con loca alegría;
Su vellón parece
Seda la más fina,
Do prenden en moños
Coloradas cintas:
Las otras ovejas
Se comen de envidia
Al verla tan blanca,
Sin mancha y tan linda:
Sin duda es la Reina
Del hato en que trisca,
Así cual su ama
Dueña es de mi vida.


Poema Letrilla xi - Serafín Estébanez Calderón