A una dama viuda y hermosa

A una dama viuda y hermosa que hacía
vanidad de ser galanteada en cualquier acto
público, y la vio sola en un
balcón en las fiestas de Alcalá
Papo solo y sin segundo
y en las fiestas de Alcalá:
o el mundo se acaba ya,
o no hay pijas en el mundo.


Poema A una dama viuda y hermosa - Juan De Tassis y Peralta