Xxxviii (lo callado del silencio)

“Del aire te defendiste,
El tiempo nunca pudo,
Pero te rindes al agua.”
Pedro Salinas
Ricardo Haack.
El tiempo llama
Al tiempo
Después de colocar la ceniza de quién
Anhela lo interno de su casto puerto
Brillando
Búsqueda de otro naciente invierno
Derribando
Príncipe de gala entre corona de Aires
Siempre hacia el norte
Siempre
Hacia el mismo norte con sabor a sal
Único hilo que te guía como el nuevo y digno
Navegante que baña la mar
Por este Tiempo
Privativo
Madero de su Manto


Poema Xxxviii (lo callado del silencio) - Milagro Haack