Xxxix (lo callado del silencio)

Dónde está su vitral
Ventana
En boca de mar por donde nos mira
Moviendo glorias que secreta
Se escuchan
Hoy
Cuántas veces por descuido
Estuvo sin habla la amorosa mano de Dios
Modesta
Niebla
Y cuento sus pasos por el final viento
Entre vulgares fechas
Correteando
Espacio muerto
Junto al oriente pájaro
Que ilusionando cada madrugada
Piensa
Qué acaso en torno a mí
Estaba voz y finura de fresco campo
Abrazando
Cortado oleaje por solo gusto navego
Gemela sombra
Propio
A DIOS


Poema Xxxix (lo callado del silencio) - Milagro Haack