Xii

Ya no vale la pena
Hablar de amoríos sin retoños,
Ni de primaveras en luna de miel.
Si tu voz cada vez se ahonda
En el abismo de tu recuerdo,
Mientras mi cuerpo,
Tenue y sin aliento,
Revela las ternuras y caricias
Que me robaste.
Si los días son iguales: rutinas.
Ya no sé qué es el día,
Sólo conozco la noche
Porque en ella nazco,
Vivo,
Muero,
Existo.
¡Equinoccio total de aves canoras!
Necesito el canto nuevo
De otra ave trashumante
A este horizonte
De mágicos y tiernos crepúsculos
Ya basta de tu voz,
De tu quisieras y no puedes,
De tus vuelos sin alas,
De tus lágrimas sin ojos,
De tus hijos sin vientre…
¡Ya basta de ti!
Del poemario: Elegías de medianoche.


Poema Xii - Jorge Humberto Haguilar