La jacaranda

Detrás de las ventanas
hay una jacaranda en una esquina:
las batallas en su tronco
son más del sueño que de la vigilia
Con viento o sin viento contrario
una sola cosa es cierta:
en ese jardín cerrado le di jaque
a los sueños de mi infancia
Con una piedra en la mano izquierda
lista para lo que pudiera ofrecerse
y con la mano derecha libre
para mover las piezas
El tercer ejército fue siempre el mío:
un reloj, un silencio y una nube
entre los cuerpos dispersos
de las flores caídas


Poema La jacaranda - Alberto Blanco