DespuÉs de los siete nos

Un sí que parece una solución

Pero que visto con cuidado

Es tan sólo un espejismo:

Como un regalo caído del cielo

Que ya visto y apreciado de cerca

Resulta que no es la tierra prometida…

No es el regalo de la Amistad ;

No es el maná del fin del desierto;

No es la semilla de una lluvia de oro;

No es una moneda transparente y limpia;

No es licor de la Virgen recién cristalizada…

Es sólo mierda de pájaro.


Poema DespuÉs de los siete nos - Alberto Blanco