Aunque en mares borrascosos

Aunque en mares borrascosos
de dudas y sobresaltos
batalle el alma,
no dejaré de adorarte,
pues que tu imagen le vuelve
la dulce calma.

Y aun cuando los astros todos
empleen su cruel influjo
contra mi amor,
culto he de darte en mi pecho,
en mi memoria y sentidos,
con más fervor.

Nada mi intento amedrenta,
nada arredra mi albedrío,
sino mi suerte,
que ha de permitir severa
que, inhumana y rigurosa,
me des la muerte.

Pero si algo compasiva
correspondes a mi amor
tan fino y puro,
que he de amarte hasta la tumba,
y hasta vivir olvidado,
te lo aseguro.



1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5.00 out of 5)

Poema Aunque en mares borrascosos - Miguel W. Garaycochea