Un tren en la noche

Hoy viaja mi pensamiento hacia ti

Como un tren en la noche.

No dormía, se pasaba las horas

Escuchando, disperso como brasa

Aventada por todos los caminos

Del mundo, con un nombre, un solo nombre

Que llevarse a los labios.

A semejanza del viento, volvía

Como un tren en la noche,

Llamado por los rumores de un eco

Cintilante aún entre sombras,

Y de nuevo te traía a mi lado

Invocando el verano a través del invierno.

Ha sido grato viajar contigo,

Rodeado de penumbra y silencio,

Salir limpio de tus ojos abiertos

Como grandes ventanales al sur,

Mirando como una casa encendida.

Y puesto que mi pensamiento viaja,

Sea este poema que, ahora lo sé,

Comenzó mucho antes de escribirlo,

Quien lo lleve hacia ti. Veloz y cálido,

Como un tren en la noche.


Poema Un tren en la noche - Juan Ramón Mansilla