Instrucciones para una vida mejor

Despierta y no dudes de este día.
Sé ahora como un corpiño
tan ceñido como armamento.

Yo no te he hecho para nada.
Divulga la palabra, cree en la rutina
y en la salvación. No hay la muerte.

Codifica la sabiduría en secretos:
la palabra tiene que ser como miel para
los ingenuos – habla pero no digas nada.

Rasga los follajes y el color
de un alba fracasada,
pues para el sol es demasiado tarde:

vende tus sueños a los puercos
y escucha a la noche larga.



1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5.00 out of 5)

Poema Instrucciones para una vida mejor - Michel Krott