Hablo de mayo

Mayo es un cántaro que suda
El trasegado vino del invierno.
En el árbol chorrea sentimientos
Y moja el tiesto agónico del día.

El pájaro se interna en la arboleda
Y se refugia en la orfandad del aire,
Mientras la flor de mayo desparrama
Su frescor en plena lluvia.

En la mojada tierra hay un aliento
De savia natural que se condensa
Con olores de ocote lagrimeantes.

Yo hablo de mayo porque estoy sediento
De sorber agua en poros de tinaja
Y de escuchar al ángel del rocío.


Poema Hablo de mayo - Rolando Elías