Exes

Ahí va la muchacha violín
Desabrochándose los ojos de la mirada
Estuprándome con su sonrisa más perfecta
Haciendo sonar la plateada tristeza de las luciérnagas
En mis noches rotas de ginebra
Le hace muecas a un espejo que la desea
Esquiva los árboles que esconden su nombre grabado
Le prende una vela a la soledad de su inocencia
Sube unos escalones más al cielo, purpúrea
Se lanza sobre mi locura estéril
Flirtea con mi emoción inoculada
Desborda sus adagios
Hasta el límite de mis deseos
Estrella fugaz enciende mi sed
Misteriosa mujer
Mientras caen dolorosas sobre mi recuerdo
Sus imágenes furtivas
En la boca le siguen naciendo mis deseos más osados
Acaso una de estas noches
Si caminase el tiempo
Pueda decirme al fin
Porque tal vez debiera yo saberlo
Hace cuánto que me ha muerto.



1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5.00 out of 5)

Poema Exes - Esteban Charpentier