Deja

Deja que te planten cara
Cuando les hables y deja
Que entre insultos y amenazas
Cicatrice tu paciencia.
Deja que te cuenten males
Y te recuenten problemas,
Que te midan con las varas
De sus propias experiencias;
Que te presagien abismos
Y que te auguren cadenas
Mientras proponen remedios
Para curar tus dolencias.
Deja que palpen tu alma
Con los guantes de sus ciencias,
Que siembren raíles hondos
Para encarrilar tu idea;
Deja que te nombren ríos
Donde sus aguas no llegan
Y que soplen en tus llamas
Para aliviar sus conciencias.
Y después, cabalga el potro
De tu silencio y aleja
Tu vida hacia lo que buscas
Sin esperar que te entiendan.



1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5.00 out of 5)

Poema Deja - Jorge Antonio Dore