Las hojas muertas

A Francisco Álvarez Velasco

Vencido por la erosión, conforme con el triunfo

De la edad, qué paradoja,

Abrirá al azar (desvanecido ya el presagio

De una tarde tan triste) el viejo tomo

Que arrastra a sus espaldas

Veinte años de olvido.

Verá caer, como un velo de tiempo,

De las hojas carcomidas un papel

Casi polvo, unos versos muy fríos.

Un vago resplandor avivará en las sienes

El recuerdo.

Quizá puedan brotar

En ese instante, como si se tratara

De un milagro

Que aguardaba su hora,

Las palabras exactas, las palabras perdidas

Que no supo ganar, en estos años, a la vida.


Poema Las hojas muertas - Alfredo Buxán