La lucha con el ángel (5)

Mi muerte es lo único vivo que llevo conmigo:
sin ella…¿qué haría yo solo por los caminos?

Mi muerte es mi única certeza verdadera:
solo así comprendo el idioma de las estrellas.

Mi muerte es tierna y dura como la escarcha:
en ella soy más nuevo cada mañana.

Mi muerte tiene los ojos claros y azules,
la cintura de agua y el gesto dulce.

Mi muerte es playa, cumbre, copa y ventana,
sendero florecido de mi nostalgia.

Mi muerte tiene un nombre puro y secreto:
se lo gritaré a todos cuando esté muerto.


Poema La lucha con el ángel (5) - Amable Sánchez Torres