El harpa

Hay, en medio del rústico boscaje
Un tronco retorcido y corpulento;
Enorme roca sírvele de asiento
Y frondas opulentas de ropaje.

Cuando, como a través de fino encaje,
El rayo de la luna tremulento
Pasa desde el azul del firmamento,
La verde filigrana del follaje,

Desbarátase en haz de vibradores
Hilos de luz que tiemblan, cual tañidos
Por un plectro que el céfiro menea.

¡Harpa inmensa del campo, no hay cantores
Que a tus himnos respondan, ni hay oídos
Que comprendan tu estrofa gigantea!


Poema El harpa - Manuel José Othón