El paseante

Apoyaba su oído en la negrura de todas las fachadas más viejas de mi pueblo. Caminaba despacio y se miraba en los charcos de lodo […]