El cuento de la araña

hay tanta soledad en una esquina tan poco silbido en esa esquina hay tanto frío que mis ojos se arrugan buscando su modo de mecerse […]



La isla del tesoro

tuve los mapas del alma en la mano el capitán flint cortó seiscientas cabezas entre arrepentidos y mujeres amables perro negro llegó a las cientoveinte […]



La rueca del amor

tus dedos en la pizarra rosamaría ojos de náufraga y las tres bárbaras con corazones de chocolate maría isabel en el precipicio donde se me […]



Calderón de la barca

además de las malas profesoras nos ofrendaste una amarga pupila yo vi los dedos de jim morrison apagando las velas de parís el corazón de […]



Lo que jamás diría simbad

y eran tantas las rocas que luego de tocar este sol y otros desconocidos aprendí a ver pero perdí cada pupila y había tanto mar […]



Pasaporte

Si vas a nacer antes de mí guardándole horizontes al sol si alimentaras los pájaros si de pronto te cortas las venas dos horas antes […]



Hombre joven que devora un caballo

Mirándolo bien el potro le devora el corazón pero no parece precisamente esa víscera pudiera ser una pradera incendiada algo que recuerda a una mujer […]



Cómo conocí a peter pan

anduve tanto tiempo tropezando con ropas ajenas me volvían tan torpe los sonidos hice tanto caso a las llamadas al alma que decidí dejar la […]



Historias de los gatos

a la hora de lamer encendidos como un motor fuera de borda confundiendo sus ojos con el amanecer lamiendo ríspidamente rompiendo el silencio saben qué […]



Canción del precipicio

Uno es el hombre bah uno es el hombre el que siempre quiere otra abeja uno es el hombre suda se pone calzoncillos acaricia hijos […]



La garganta con pláticos venenos

grité el nombre de mi madre y me acusaron me subía mi amor por los orificios y tres viejas sospecharon de mis intenciones aullé bajo […]